Las políticas favorables para las familias son una necesidad para el futuro de Europa

Día de la Familia 2019

En una declaración con motivo del Día Internacional de la Familia, que se celebra el 15 de mayo, Cáritas Europa reclama a los candidatos a las próximas elecciones al Parlamento Europeo “que defiendan la vida familiar y los intereses de las familias una vez que sean elegidos”.

Este el texto íntegro de esa nota:

¡Las familias cuentan en Europa!

«Con motivo del Día Internacional de las Familias, a menos de dos semanas de las elecciones europeas, Cáritas Europa pide a los candidatos del Parlamento Europeo que defiendan la vida familiar y los intereses de las familias una vez que sean elegidos. La Unión Europea y sus Estados miembros necesitan políticas más favorables para la familia, que es la célula básica y un pilar esencial de cualquier sociedad justa, junto con un mercado laboral inclusivo y mecanismos adecuados de protección social.

Articular políticas favorables para la familia que beneficien a todos es una necesidad para el futuro de Europa. En este sentido, es imperativo que los líderes europeos cumplan su compromiso con el Pilar Europeo de Derechos Sociales y garanticen la protección de las familias. Como explica en su testimonio este joven acompasado por Cáritas Grecia: «Soy Manthos y tengo 18 años. Nací en la isla de Tinos y vivo aquí con mis padres. Hace un año, me aceptaron en la Universidad de Tesalónica, pero no puedo asistir a las clases porque mis padres están desempleados y mi hermana, que trabaja en Atenas, es la que, básicamente, nos apoya. Por ese motivo, yo también tengo que trabajar y no puedo ir a estudiar».

En toda Europa, las familias se enfrentan a la pobreza o la exclusión social en términos de acceso a la vivienda, la educación, la atención médica y el trabajo decente, y luchan por asegurar un mejor futuro para sus hijos. Existe una necesidad urgente de implementar políticas que aborden el declive demográfico en curso de Europa y que aborden los niveles crecientes de pobreza y desigualdad. Invertir en familia es invertir en nuestras sociedades.

“Invertir en familias para empoderarlas y promover el capital social que crean, beneficia a toda la sociedad. Espero que el nuevo Parlamento Europeo mantenga las políticas familiares arriba en la agenda política y contribuya a garantizar mejores condiciones para todos los asuntos que afectan a las familias en Europa», afirma Jorge Nuño Mayer, secretario general de Cáritas Europa.

Cáritas Europa recomienda que los futuros miembros electos del Parlamento Europeo contribuyan a mejorar las condiciones de vida de las familias más necesitadas, en particular, aprovechando y desarrollando aún más los logros del Parlamento anterior, como la Garantía de la Infancia y directiva sobre compensación de la vida laboral. De seguir en esa línea, harán una contribución para garantizar que nadie se quede atrás y que todos los niños puedan disfrutar de un futuro brillante».